VISHUDDHI: el poder de las palabras

 

https://i2.wp.com/citlalliayala.com/img/items/Visuddha_Chakra.jpg

Vishuddhi es el chakra de la comunicación, de la creatividad y de las emociones. A través de Vishuddhi nos exponemos al mundo, somos capaces de abrir nuestro mundo interior y manifestarlo para el conocimiento de otros. Gracias a Vishuddhi podemos expresar aquello que sucede en nosotros: nuestros pensamientos, deseos, intenciones… Podemos manifestar las olas emocionales y podemos crear nuevas realidades a través del lenguaje en todos sus sentidos.

Sigue leyendo

AJNA: El que todo lo ve

 

https://i2.wp.com/citlalliayala.com/img/items/Ajna_Chakra.jpg

Ajna, situado en el centro del cerebro, es el chakra que todo lo sabe, que todo lo ve, que todo lo dirige. Ajna despierta nuestra consciencia y aviva nuestra sabiduría. El conocimiento existencial se hace en nosotros. Somos capaces de ver nuestro devenir, de vislumbrar el Todopoderoso Sahasrara, a donde nuestra energía deberá ascender para liberarnos. Dicen las fuentes antiguas del Yoga que cuando alcanzamos Ajna, podemos desarrollar poderes increíbles, y podemos librarnos de la enfermedad y la muerte.

Sigue leyendo

ANAHATA: el amor sea en mí.

https://i2.wp.com/citlalliayala.com/img/items/Anahata_Chakra.jpg

Anahata es el chakra del amor incondicional. Un amor que se desarrolla en tu interior y que es capaz de sentir compasión y comprensión hacia todos los seres vivos, todos los momentos vividos, todas las circunstancias pasadas, presentes y futuras. Cuando Anahata despierta, un amor incondicional, como el de una madre por su hijo, se asienta en nosotros, siendo capaces de aceptar y comprender el sufrimiento ajeno; siendo capaces de aceptar y comprender el sufrimiento incluso de nuestros propios enemigos.

En Anahata, además, se encuentra la materia con el espíritu. Es el Chakra intermedio en el que lo espiritual comienza a manifestarse al mismo tiempo que lo material.

 

 

CARACTERÍSTICAS DE ANAHATA

 

https://i2.wp.com/www.bigshakti.com/shop/media/catalog/product/cache/2/image/9df78eab33525d08d6e5fb8d27136e95/a/n/anahata_chakra.jpg

Anahata significa “indestructible”, pues según algunos textos, al igual que el corazón a lo largo de nuestra existencia no deja de latir, cuando Anahata despierta, el amor incondicional y la senda espiritual se arraiga en nosotros, siendo imposible que desaparezca.

 

Anahata se representa como una flor de loto de color verde, o rosa, o incluso azul, de doce pétalos y en cuyo centro se vislumbra  dos triángulos superpuestos: uno con el vértice hacia abajo, representando lo material (a Shakti), y otro con el vértice hacia arriba, representando lo espiritual (a Shiva).

En su aspecto físico, podemos relacionarlo con nuestra caja torácica y los sistemas principales que se albergan en ella: los pulmones, actores principales del sistema respiratorio; el corazón, actor principal del sistema coronario, y ambos participantes del sistema circulatorio. Por lo que dolencias como el asma, bronquitis, enfermedades coronarias o circulatorias pueden indicarnos un desequilibrio en Anahata.

 

Anahata se relaciona con el elemento aire, que todo lo envuelve. Al igual que el amor, el aire se encuentra en todas partes, es capaz de penetrar todos los rincones. Somos capaces de llevar nuestro amor incondicional a todos los seres vivos. A transmitir nuestra luz hacia los demás.

 

En el plano espiritual, la ascensión hacia Anahata desde Manipura -que, como recordaremos, era el chakra relacionado con lo individual- nos abre las puertas a la senda espiritual. La materia pasa a relacionarse con el espíritu y a ser trascendida por este. En Manipura fuimos capaces de entrever la luz de nuestro ser, en Anahata, esa luz se expande hacia todos los seres. Somos capaces de ver la luz en los demás. Comienza la conexión con el todo.

 

FUNCIONAMIENTO DE ANAHATA

 

Si su funcionamiento es excesivo, un  huracán de emociones incontrolables se apodera de nosotros. Cualquier cosa nos causa un desbordamiento emocional: sea amor, sea ira, sea tristeza, sea placer… Ante este desbordamiento, nuestro cuerpo se tensa, se debilita ante tal magnitud, y aparecen sentimientos como la ansiedad, la inquietud, el nerviosismo. Nos volvemos dependientes emocionales, posesivos, reclamamos el amor de las otras personas. Podemos mostrarnos como personas generosas, pero es una generosidad encubierta: esperamos siempre algo a cambio. Nuestra generosidad se basa en el reconocimiento de los demás.

 

Si su funcionamiento es deficitario, nos mostramos como personas incapaces de mostrar nuestros sentimientos, e incluso careciendo de ellos: no hay empatía, no hay comprensión, estamos a la defensiva constantemente y nos mostramos totalmente inaccesibles. Puedes amar en tu interior, pero eres incapaz de dar ese amor, del mismo modo, eres incapaz de permitir que otras personas te amen; pero también podemos mostrar una tendencia al masoquismo, pues la falta de procesar el amor, nuestro vacío interior, nos hace absorber el amor de los demás aun a riesgo de nuestra propia estima.

 

https://i2.wp.com/pre02.deviantart.net/1d4a/th/pre/i/2012/291/a/1/anahata_chakra_by_mushrushu-d5i6xvb.jpg

Cuando Anahata despierta, el amor incondicional, la compasión, la armonía, la paz y la ternura florece en nosotros. Somos capaces de dar amor, comprensión, ternura a todos los seres vivos, sin olvidarnos de nosotros mismos. Podemos incluso sentir compasión hacia las personas que vienen hacia nosotros con no buenas intenciones y aceptar su sufrimiento interior. Nos volvemos sensibles, pero no nos dejamos arrastrar por el huracán de las emociones, nos mantenemos ecuánimes. La naturaleza, las artes, cobran una nueva vida, disfrutamos con cada creación. Nos volvemos solidarios, generosos, pero sin esperar nada a cambio –ni siquiera una palabra de agradecimiento- pues lo que hacemos, lo hacemos desde el corazón, y nos es suficiente con saber que eso es bueno.

 

Las personas nos ven como alguien con capacidad de comprensión, con una luz interior que se desprende de nuestro pecho y que las atrae hacia ese estado de bienestar, paz y felicidad. El amor se crea en nosotros.

 

 

TRABAJOS CON ANAHATA

https://i2.wp.com/img11.deviantart.net/4eb4/i/2012/103/9/8/anahata__the_heart_chakra_by_daski_chan-d4w0wsm.jpg

Toma de consciencia

 

En una postura cómoda y estable, con la espalda recta, el mentón recogido, y de manera que estemos cómodos, pero que no nos quedemos fácilmente dormidos,  podemos con un dedo en el centro del pecho y otro dedo en la zona dorsal, a la misma altura, apretar durante unos minutos sintiendo la presión en la zona. Soltar y sentir la sensación de ambos puntos, que durará unos minutos más. Entre ambos puntos busca el punto medio, dentro de ti, y ahí ´lleva tu atención, mientras, mentalmente, repites el nombre de ese chakra: “Anahata”, “Anahata”, “Anahata”.

 

 

Canto del bijamantra

El bijamantra de Anahata es “YAM”. Sentándonos como en el punto anterior (postura cómoda y estable, espalda recta), llevando nuestra consciencia al lugar físico de Anahata, cantamos el bijamantra “YAM”, alargando la vocal y la M, tal que así “YAAAAAAAAAAMMMMMM”. En este caso, lo intentaríamos cantar bajo la nota musical “Fa”. También puedes hacerlo mentalmente.

 

Respiración en el chakra

Siguiendo las pautas anteriores para permanecer sentados, lo que haremos será inspirar y exhalar, visualizando un pequeño orificio situado en el centro del pecho, por el cual, al inspirar, el aire llega hasta la zona dorsal, y al exhalar, de la zona dorsal, hacia el centro del pecho.

Existen muchas más técnicas, como asanas, pranayamas, que podemos ir investigando,  y de las que hablaremos más adelante.

 

¡Namasté!

 

 

Enlace de las imágenes:

http://citlalliayala.com/img/items/Anahata_Chakra.jpg

http://www.bigshakti.com/shop/media/catalog/product/cache/2/image/9df78eab33525d08d6e5fb8d27136e95/a/n/anahata_chakra.jpg

http://pre02.deviantart.net/1d4a/th/pre/i/2012/291/a/1/anahata_chakra_by_mushrushu-d5i6xvb.jpg

http://img11.deviantart.net/4eb4/i/2012/103/9/8/anahata__the_heart_chakra_by_daski_chan-d4w0wsm.jpg

MANIPURA: Yo soy individual

https://i0.wp.com/citlalliayala.com/img/items/Manipura_Chakra.jpg

 

Manipura es la energía, la acción, el combustible. Es además el chakra que nos afirma como individuos. Comenzábamos en Muladhara, donde tomábamos forma como seres perteneciente a una especie: la humana; seguíamos hacia Swadhisthana, enlazado a nuestras relaciones más cercanas, y ahora damos un paso, cerramos el círculo para tomar consciencia de que somos individuos únicos e irrepetibles. Podrán haber miles de universos, de momentos, de historias, pero nunca habrá nadie que sea igual que nosotros. A continuación damos algunos datos más sobre Manipura Chakra. ¡Disfrutemos el Camino!

Sigue leyendo

SWADHISTHANA: el lugar que nos corresponde

https://i1.wp.com/www.sproutinglifefarm.com/uploads/3/7/4/2/37427617/7001293.jpgSwadhisthana es el segundo chakra en el camino de la ascensión de Kundalini. Localizado a la altura del hueso púbico y del hueso sacro, se identifica con las relaciones próximas de los seres humanos: familiares, amistosas y, sobre todo, sexuales; además, es el chakra de la creatividad, una creatividad espontánea, que sale  de dentro.  Preguntarnos acerca de cuestiones como qué  actitud tengo yo respecto al sexo, cómo son mis relaciones cercanas (la familia, mis amigos) o bien, si soy capaz de crear de manera espontánea, pueden darnos una idea de en qué estado se encuentra nuestro  segundo chakra.

Sigue leyendo

MULADHARA: los cimientos de la existencia

 

https://i0.wp.com/th06.deviantart.net/fs71/PRE/i/2011/118/f/e/root_chakra_by_alpaca123-d3f4tuj.jpg

Muladhara, el chakra raíz, situado en el perineo para los hombres y en el cérvix para las mujeres, supone el primer peldaño para el ascenso de la energía de Kundalini hacia Sahasrara, el chakra –que más que un chakra, es un estado de la Consciencia- de la coronilla.

 

Ahí, en Muladhara, tiene su asiento la Kundalini, enrollada tres vueltas y media sobre sí misma, cuando activamos este centro de poder, Kundalini se despereza y comienza su ascensión a través de la columna para llegar a la unión con lo universal.

 

En este artículo vamos a hablar de este importante Chakra. No importa cuáles sean tus creencias, pues hablar de un Chakra también supone hacer exégesis sobre nuestros comportamientos, pensamientos, costumbres, muchos de ellos a la orden del día. Supone plantearnos cómo es nuestra vida, nuestra actitud hacia ella, hacia todas las cosas y saber si podemos hacer algo para ser más felices. Por ello, te invito a leer este artículo, y descubrir todo aquello que pueda hacerte un poco más feliz.

 

Sigue leyendo