La menstruación y las posturas invertidas. Rompiendo mitos

Yoga y menstruación facebook

Hacía mucho tiempo que me apetecía tratar este tema. Hace unos días, una conversación por las redes sociales me hizo comprender que no podía postergar más el asunto y tratarlo de ello. Por desgracia, aún existen mucha superstición y mito respecto a las mujeres y el periodo menstrual. Que si no puedes bañarte o, en su versión más light, no mojarte la cabeza (WTF!!!); que si no puedes tocar perejil, que se pudre; que si no puedes hacer ejercicio físico; que si no puedes hacer invertidas… Sinceramente, toda una sarta de supersticiones sin fundamento -y que me perdonen los puristas de los consejos del yoga- y que ya la ciencia y la experiencia personal de las mujeres han desmitificado.

Sin embargo, en el yoga, al menos aquí en España (desconozco otros países) aún siguen con eso de que con la regla no puedes hacer invertidas (incluso en ciertos estilos te prohiben entrar en los ashrams…) Creo que al 95% de clases que he asistido, me han dicho siempre que con la regla, no me invierta.

Pero cuando empecé a informarme sobre el asunto, a cuestionarme si era verdad que si me daba la vuelta sufriría después dolores indecibles, me encontré con que no había ningún fundamento (absolutamente ninguno, ni siquiera yóguico) que justificara dicha prohibición. Estudios científicos, experiencias personales, y mi propia experiencia lo atestiguaban. A pesar de ir con miedo a la hora de hacer invertidas estando con la regla, luego, en realidad, no me pasaba absolutamente nada. De hecho, a veces me encontraba mejor incluso que al principio. Más ligera, más desahogada, con menos hinchazón.

En este artículo, hablo de todas estas cuestiones. He mencionado algunos artículos científicos respecto a la menstruación y a la ingravidez, la teoría de que si el apana ha de fluir hacia abajo, el caso de la menstruación y el resto de hembras de la naturaleza… y me he dejado cuestiones tan importantes como que el yoga sea la ÚNICA disciplina de actividad física, que te prohíba practicarla en tu menstruación.

Por último, te invito a que seas TÚ MISMA quien decida qué es bueno para ti y qué no es bueno para ti. Y que no permitas que ninguna persona ajena estigmatice de alguna manera tus procesos fisiológicos.

El artículo completo puedes leerlo aquí 

Anuncios

Esta semana, en clase: Viparita Karani Asana, Invirtiendo el mundo

 

DSC_1776

 

Más conocida como La Invertida, Viparita Karani Asana es una de las asanas (aunque también la podemos convertir en un mudra) más reconocidas del Yoga por su fácil acceso para la mayoría de las personas y porque su ejecución nos aporta innumerables beneficios en nuestro organismo, en nuestra mente y en nuestra respiración. La posición ligeramente invertida del cuerpo nos va a ayudar a limpiar de toxinas nuestro cuerpo, y a estimular el sistema linfático, regulando el ciclo hormonal y equilibrándolo. Esta semana vamos a descubrir en clase todo lo que Viparita Karani nos aportará.

 

Las posiciones invertidas son las que más beneficios nos aportan y también de las que más respeto nos merecen y más nos pueden impresionar, pero la realidad es que una vez que hemos dominado la técnica, son bastante sencillas de ejecutar y muy asequibles para casi cualquier persona. Sin embargo, a pesar de su fácil ejecución, muchas lesiones surgen a raíz de practicar una asana invertida, por muy sencilla que pueda parecer, y esto se debe al miedo que sentimos a tener el cuerpo en posición contraria a la gravedad. Todos los miedos se nos manifiestan como tensión: lo que debemos mantener relajado, lo tensamos (es muy habitual tener tensa la zona de los hombros y el cuello, lo que da lugar a molestias e incluso lesiones en esta zona) y puede dar lugar a que tengamos alguna molestia e incluso a lastimarnos, algo que con una actitud de confianza y relax es perfectamente evitable. Vamos a ver cómo ejecutarla, pero recuerda esto: el miedo es el peor enemigo de la invertida, antes de ejecutarla, deshazte de tu miedo o enfréntate a él con confianza y relajación.

Sigue leyendo

Esta semana, en clase: Prasarita Padottanasana

https://i1.wp.com/i.imgur.com/EUsT0uQ.png

Esta semana, vemos en clase la ejecución de Prasarita Padottanasana, que nos irá permitiendo crear espacio en nuestra zona pélvica, siendo una excelente preparación para otras asanas más intensas. Además, las características propias de la asana nos va a permitir mejorar nuestro sistema coronario, respiratorio, digestivo y nervioso, tonificándolos, dándole fortaleza y flexibilidad. Psicológicamente, esta asana nos invita a la reflexión interior, pero dándonos la fortaleza para mantenernos estables, y a afrontar los problemas de una forma firme y serena.

Sigue leyendo

Esta semana, en clase: camino a Kapalasana

https://i2.wp.com/i.imgur.com/WunJmHf.png
Camino a Kapalasana, una asana que nos ayudará a equilibrar nuestro cuerpo, a revitalizar nuestra mente y a llenarnos de energía.

A la mayoría de las personas, cuando les dicen “Yoga”, enseguida se les vienen a la mente personas famélicas haciendo posturas imposibles y, entre esas imposibles, la famosa invertida con la cabeza apoyada en el suelo y las piernas hacia el cielo.

Y ya lo dice el refrán: cuando el río suena, agua lleva.

Sigue leyendo